Sentido y sensibilidad, empresa emocional

n15_Sentido y sensibilidad, empresa emocional

La nueva empresa, la que surge en la era de la sostenibilidad, desde aquí se le propone con el nombre de “empresa disponible”, en el sentido de que atiende de forma permanente a sus grupos de interés.

En un artículo anterior se definió a la nueva empresa como una empresa “besucona”, la empresa tratará de dar, proporcionar y promover los “BESOS”, siendo un BESO = “Beneficio de una Empresa SOStenible”.

Una de las herramientas de gestión que la empresa debe adoptar para la acción de promover y difundir los “besos”, y convertirse así en una “empresa besucona” es la adopción e incorporación de la Responsabilidad Social Empresarial, RSE en su estrategia, gestión y operativa.

Una doble implicación que tiene la nueva empresa, a partir de lo comentado en esta introducción, se detalla a continuación:

1ª implicación: la empresa amplía el sentido de su operación (misión ampliada) y amplía la sensibilidad respecto a las demandas del exterior (grupos de interés ampliados):

  • Un nuevo SENTIDO: al único sentido económico existente hasta ahora, se amplía y se incorpora el sentido social y el sentido medioambiental.
  • Una nueva SENSIBILIDAD: antes se era principalmente sensible a los accionistas y propietarios; ahora se amplía esa sensibilidad a todos los grupos de interés.

2ª implicación: la empresa desarrolla una capacidad diferenciadora basada en ser atractiva a partir de ser emocional. Ello implica desarrollar, entre otras, las siguientes acciones:

  • Demostrar con políticas, procesos y procedimientos el nuevo sentido y sensibilidad.
  • Comunicar los logros y los objetivos no cumplidos, maximizando la transparencia.
  • Relación basada en la confianza mutua, mediación para la resolución de conflictos.
  • Aplicar la ética empresarial de forma generalizada, siendo comunicada e interiorizada.
  • Gestionar los riesgos, aplicando la prevención y comunicando protocolos de actuación.
  • Implementar buenas prácticas, promoverlas y difundirlas a toda la cadena de valor.

Por lo tanto la empresa, a partir de la incorporación de la RSE, es generadora de sentimientos positivos tanto en la comunidad dónde opera cómo en la sociedad en general.

Con el nuevo sentido y sensibilidad descritos con anterioridad, la empresa logra transmitir emociones que generan reacciones en forma de esos sentimientos positivos. Pero ser emocional implica, como se ha visto, demostrar con hechos, comunicar de forma transparente, relacionarse de forma confiable, ser ético por definición, tener conciencia de los riesgos propios y ajenos y, por último, generar buenas prácticas que se difunden y promueven.

La nueva empresa es, por tanto, una empresa emocional, que siente y provoca emociones y sentimientos a partir de ser una empresa “besucona”, siendo generadora de Beneficios de ser una Empresa SOStenible (BESOS). Y ello la hace ser única, personal y diferente

Publicado por Emilio Moral  |  0 Comentarios  |  en Empresa disponible

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies