Los nuevos grupos de interés (VII): los prescriptores

En la era de la sostenibilidad, definida desde septiembre de 2015 por la Agenda 2030, a partir de la aprobación en la ONU de los ODS, Objetivos de Desarrollo Sostenible.

Bajo este contexto, emerge una nueva empresa, que aquí la proponemos con el nombre de “empresa dispuesta”, cuya gestión viene determinada por la alineación con los ODS antes mencionados, para intentar ser reconocida por la sociedad como una empresa socialmente responsable.

Este reconocimiento le viene dado por los diferentes grupos de interés con los que la empresa se relaciona e interactúa, que la empresa gestiona debidamente para conocer sus anhelos, necesidades, requerimientos y prioridades.

Para conseguirlo, la empresa adopta la RSC, Responsabilidad Social Corporativa, en su estrategia, gestión y operación. Un aspecto a destacar es la definición de la comunicación y la relación a establecer con ellos, de forma fluida y permanente.

Bajo estas premisas, desde este blog se pretende mencionar nuevos grupos de interés que están emergiendo en una realidad marcada por las nuevas tecnologías de la información y de la comunicación, las aplicaciones móviles, internet y las redes sociales.

Estos “nuevos grupos de interés”, aunque a veces no se traten según la definición cómo tales, son personas o grupos que, por sus características, se deben poner en valor a la hora de gestionar la sostenibilidad.

Vamos a desarrollar un nuevo grupo de interés. “los presciptores”.

Ser prescriptor implica recetar, recomendar, sugerir o aconsejar. En el contexto que nos ocupa, son las personas que “hablan muy bien de nuestra marca y de nuestra empresa”.

Los principales prescriptores se encuentran en los empleados y en los clientes. Pero el resto de los grupos de interés “tradicionales” también pueden serlo.

De los empleados, es ideal localizar a los “AILs” (Authentic Informal Leaders) y dentro de los clientes, es ideal localizar a los “prosumidores”. De ambos ya hemos hablado en anteriores posts en este blog.

Existen dos métodos para promover la existencia de prescriptores:

  • Bajo una compensación: económica, promocional o de otro tipo.
  • Bajo una convocatoria de participación: concurso, gamificación, acción social, etc.

También existen de forma natural, es decir, dan sus opiniones en diferentes webs, blogs, foros, redes sociales, etc., de forma altruista, debido a una buena experiencia como empleado o como cliente principalmente.

Es la mejor manera de ser reconocido como marca y/o empresa socialmente responsable. Es el objetivo último de la consideración y la gestión de este nuevo grupo de interés.

Publicado por Emilio Moral  |  0 Comentarios  |  en Empresa disponible

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies