Felicitación navideña y deseos para un año 2019 responsable y sostenible

En estas fechas tan señaladas, aprovecho la oportunidad que me brinda la editorial de diciembre, para desearos a todos que paséis unas felices fiestas, llenas de alegría, salud y buena compañía.

También quiero aprovechar para daros las gracias por manteneros como suscriptores y lectores del boletín mensual de Responsablia; ello refuerza el afán de Responsablia de divulgar y promover la necesidad e idoneidad de incorporar la RSC en la cultura, estrategia, gestión y operación de las organizaciones, como fórmula necesaria para contribuir a la Agenda Global 2030, con las metas establecidas en los ODS, Objetivos de Desarrollo Sostenible.

Es mi deseo también que, por un lado, el año 2019 os sea muy positivo, tanto a nivel personal como profesional y, por otro lado, que también sea un año más responsable y sostenible para las organizaciones con las que tenéis relación (como directivos, empleados, clientes, cadena de valor, asesores, etc.).

Creo firmemente que el sector privado (empresas), conjuntamente con el sector público (Administraciones Públicas) y el tercer sector (Fundaciones, ONGs, etc.), deben incorporar en su cultura, de forma ad-hoc, la RSC en toda su extensión.

Es por ello que creo conveniente y necesario recordar qué supone abordar la RSC de forma integral e integrada en una organización. Para ello me apoyaré en los contenidos contemplados en la ISO 26000, Guía de Responsabilidad Social, en concreto, los principios y las materias fundamentales de responsabilidad social.

Los principios de responsabilidad social son los siguientes:

  • La rendición de cuentas.
  • La transparencia.
  • El comportamiento ético.
  • El respeto a las partes interesadas (grupos de interés).
  • El respeto al principio de legalidad.
  • El respeto a la normativa internacional de comportamiento.
  • El respeto a los derechos humanos.

Las materias fundamentales de responsabilidad social son las siguientes:

  • La gobernanza (buen gobierno).
  • Los derechos humanos.
  • Las prácticas laborales.
  • El medio ambiente.
  • Las prácticas justas de operación.
  • Los asuntos de consumidores.
  • La participación activa y desarrollo de la comunidad.

La RSC se incorpora en toda su dimensión cuando se tiene en cuenta tanto en las decisiones que se toman como en la consideración del impacto generado por las actividades de las organizaciones, siendo la provisión de bienes y/o servicios las que afectan al sector privado. Y tener en cuenta la RSC significa contemplar los principios y las materias antes mencionadas.

Desde Responsablia, os deseamos ¡FELIZ NAVIDAD Y PRÓSPERO AÑO 2019!!

Publicado por Emilio Moral  |  0 Comentarios  |  en Responsablia

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies